domingo, 7 de junio de 2009

Los años de la libertad radial.


En mis años juveniles, mi madre me regalo un radio de onda corta, un día de mi cumpleaños, aún recuerdo su marca “Selena”, que no tiene por supuesto nada que ver con la famosa cantante fallecida.
Aquel radio se convirtió en parte de mi anatomía, y nos hacia compañía al grupo de amigos que siempre andábamos juntos, mientras íbamos a la cafetería de Tropicana por una malta y un sándwich relleno de sorpresas.
En las mañanas amanecía oyendo Radio Nacional de España, y en las tardes se escuchaba como si fuera una estación local Radio Barquisimeto, de Venezuela, con sus canciones de moda y sus chistes de borrachitos y locas, también en la noche escuchaba Radio Nederland desde Gilbersun, Holanda a través de Bonaire la isla de los flamencos, pido disculpas a los amables lectores, por copiar directamente de mi memoria estas palabras extranjeras que nunca vi escritas, mucha música, noticias y programas excelentes, que rompían el bloqueo mental que ha caracterizado 50 años de limitaciones de influencia externa en Cuba.
Incluyo en este recordatorio las radios de Miami que eran las preferidas de nosotros en aquellos lejanos años setenta WQ66, y una pesadilla para los vigilantes vecinos, que veían en todo ello una desviación ideológica y fantasmas ajenos a nuestra educación marxista- leninista, tan atrofiada con las películas rusas de guerra y sus caricaturas patéticas, de un gusto que rayaba en trauma, al punto de circular por toda Cuba en forma burlona, la conocida frase, te portas bien o te pongo los muñequitos rusos.

2 comentarios:

Carmen Rivero dijo...

Eso de los muñequitos rusos suena...suena a terror puro y duro.
¿De verdad eran tan malos?
Besos

angel collado ruiz dijo...

no te imaginas , de pesima factura artistica , no tenian la tecnologia de Disney y le deciamos de cartón por lo plano y feos y luego sus argumentos horribles.
Sin embargo para hacer justicia , alguna vez vi peliculas infantiles elaboradas por ellos aceptables.Pero eso fue en el cine y a color. En Cuba hasta el año 1984 el 98 % de las personas veian la TV en B/N por que las teles rusas hacian eran.