domingo, 6 de diciembre de 2009

LA LIBERTAD DE CUBA NOS BENEFICIA A TODOS POR IGUAL.

En muchos lugares del mundo se hicieron presentes los cubanos para denunciar la falta de respeto a los derechos humanos en Cuba, de parte de la dictadura castrista, implantada desde 1959.
¿Por qué no asistieron masivamente, si se trata de algo que nos beneficia a todos?
Demuestra esta aptitud, un miedo normal a las reprimendas de la tiranía, a verse impedidos de entrar a Cuba, o tal vez como el caso mío, que puedo ser detenido en el mismo aeropuerto cubano, con las dos variantes comunistas, me regresan o me meten preso y me inventan un delito como es común en Cuba.
Ayer mismo tuve la ocasión de ver a algunos cubanos, ninguno me dijo de la movilización, tal vez ni lo sabían, son cubanos que probablemente solo le preocupan las cuestiones económicas. Y si la dictadura sobrevive o muere, en poco cambia sus planes.
Tal vez en privado se burlan de los “locos “ que hacemos ruido, sin un peso en el bolsillo. Único razonamiento que parece justificar vivir en el exilio. Venir al capitalismo para hacernos ricos.
En vano diría, que no me fui de Cuba para hacerme “rico”, lo soy, en cuestiones que muchos no logran valorar.
El reto que tenemos por delante es mayúsculo, por cuanto con estos u otros tenemos que convivir y hacer que la misión de llevar un grano de arena a la libertad de Cuba sea una realidad.
También es digno reconocer que muchos cubanos, tienen miedo a las consecuencias que cualquier acto les pueda acarrear al volver a Cuba.
Aún, si no fuera trágico, es risible, cuando hablan de Cuba “como esta aquello”, lo hacen bajando instintivamente la voz, como si alguien los fuera a grabar. Con la cara y el gesto muertos de angustia y miedo, reflejo de una vida llena de temores y sobresaltos, que aún el exilio no logra disipar, y lo que es más, si escriben algo lo hacen como anónimos y tibios.
Todo tiene un precio en la vida y como dice mi hija Abril en su página, llegamos a un punto donde no podemos detenernos, llegamos a un punto donde ya no hay retorno.
Por ello continuo, para mi no hay retorno, si no es en libertad!.

2 comentarios:

Carmen Rivero dijo...

Ángel, ojala se cumplan tus palabras y se acabe el miedo, los perjuicios y que tu país y de alguna forma muy remota también mío sea libre y llegue esa libertad de la que hablas y sobretodo y más que todo que lo podamos ver y vivirlo.
Mil besos con mil abrazos

angel collado ruiz dijo...

Carmen, la libertad no es un sueño, llegará si luchamos por ella y sí no tendrá mil variantes y pasaran mil años pero llegará.Dios sabe que tengo fe en que llegará, a pesar de los tibios de los cobardes, de los mitines, de la represión ,del hambre y de la muerte. La humanidad evoluciona, esta noche trágica no durará para siempre. Lo vamos a lograr, o nuestros hijos o nietos, pero tenemos que sembrar el espiritu favorable, sembrar el respeto, sembrar el deseo de amarla y tenerla, el deseo de ser verdaderamente libres.Y no esclavos de nadie.