jueves, 23 de abril de 2009

Por donde pases.

Cantaré para que tus ojos me recuerden
Depositando las palabras una a una
Sobre tu boca, sobre tu cuello, vistiéndote.
Trazos de colores serán los mundos
Dibujados para ti
En la enredadera de tus soles
Diáfanos y sueltos acariciados por el viento
Pondré las palabras más tiernas
En la brisa del camino
Junto a las margaritas que brotan silvestres
Para alegrar tu mañana
Ávida de besos
Ahora que no encuentran tus labios
Motivos para sonreír
Un olor suave y conocido de algas
Y de aromas de sal junto a la playa
Por donde se han ido nuestros recuerdos
Allí te estaré esperando desnudo de prejuicios
Como cuando éramos niños
Atesorando los sueños inocentes
Que por ti no me han querido abandonar.

3 comentarios:

Carmen Rivero dijo...

Ángel, cualquiera que te haya tratado sea al nivel que sea, dudo que pueda olvidarte. Yo no lo haré, tenlo por seguro.
Esa manera tuya de “depositar” las palabras te hace único e irrepetible.
Besos

angel collado ruiz dijo...

bueno lo tomare como un piropo sincero, el amor lo vence todo, algún día la vida deshara las asperezas que sembre en otros corazones y me perdonaran mis inmadureces. Eso espero.cuidate, angel

Meulen dijo...

Creo que el real amor sembrado en quienes uno aprecia, admira y valora como tal
debería por siempre fortalecer las buenas vibras de nuestra persona...
Aunque a veces se cometan errores, nadie es perfecto , entonces al reconocerlo estamos siendo más auténticos con quienes queremos y sobretodo con uno mismo...
Saludos , cuidese.Maval